En México, solo 10% de los puestos directivos están ocupados por mujeres, dijo Claudia Raunich, vicepresidenta de Diversidad e Inclusión de la American Chamber of Commerce (AmCham), el país ocupa la posición 81 de 144 en cuestión de inclusión de género; hace falta una mejor gestión cultural.

Además, las industrias relacionadas con el desarrollo tecnológico y científico, como la automotriz tienen una menor participación.

“Cambiar la cultura demora años. El objetivo final es que con el tiempo la AmCham pueda ser una proveedora de talento, porque conoce a esas mujeres, las ha formado y desarrollado”, dijo Raunich.

Explicó que en el programa de desarrollo ejecutivo para mujeres colaboran 27 directivas, y se espera llegar a 100 en los próximos tres años.

Esto no se trata de un tema de ‘cobertura de cuotas’, sino de un cambio en la cultura corporativa que busque igualdad en cuanto a los puestos en las empresas.

“Hay otro desafío importante: con los cambios en la tecnología hay puestos de trabajo que ya no subsistirán, por lo que hay que buscar cuáles son las habilidades requeridas para entonces”.

1 COMENTARIO

DEJAR UN COMENTARIO

Por favor, introduzca su comentario!
Por favor, introduzca su nombre aquí